sábado, 28 de julio de 2012

Simon Ílberen: Caballero de la reina




(Alguien llega al escenario. En contra de lo esperado, sin embargo, no es Marcus. Tampoco Ilyria, que, como pasa a menudo, debe llegar tarde. Es un muchacho rubio, vestido de blanco impecable, con una rosa roja prendida a su chaqueta. Lleva guantes, también inmaculados, y un sombrero que se quita elegantemente al entrar. Sus ojos azules se posan en el público un momento, pero luego mira alrededor. Saca un reloj del bolsillo y lo consulta, quizá con algo de nerviosismo. Carraspea.)

Simon: ¿Hola? ¿Hay alguien?

Ily: (Se acerca por el otro lado del escenario. Va acompañada de Marcus, pero no le presta atención, sino que mira atentamente lo que debe ser su móvil, mientras teclea. Habla con él, sin dejar de mirar a la pantalla) Ni te imaginas la que se ha liado por twitter. La gente empezó a votar a Simon como enloquecida (ríe) A mí me parece bien. Ese Laurent Faulkner, amigo de tu hermano, no me parecía una buena opción (mira a Marcus, pero sus dedos siguen tecleando a un ritmo impresionante) Creo que a Iria le molestó que no saliera porque el tal Simon debe ser más bien poca cosa, ¿no?

Marcus: (frunce el ceño y le quita el móvil) No está bien mandar mensajitos mientras vas hablando con alguien, así que compórtate, haz el favor. Y Simon es un muchacho encantador. Jugábamos juntos, cuando éramos pequeños, para tu información. Y fue quien me ayudó a encontrarte cuando saliste de casa sin avisar.

Ily: (frunce el ceño cuando le quita el móvil, pero le mira, decepcionada) Vaya por Dios. ¿No te guió tu corazón acelerado porque ya estabas enamoradísimo de mí desde el primer momento en que nuestros ojos se cruzaron? (le sonríe, burlona) ¡Qué decepcionante historia de amor!

Marcus: (se ruboriza y aparta la mirada) Lo del amor a primera vista está muy bien en las novelas, pero la realidad no suele ser así, ¿sabes?

Ily: (ríe bajito) Estaba siendo irónica, conde... (alza la mirada, dando un respingo al encontrarse a Simon en el escenario) Oh.

Simon: (señala su reloj) Tarde.

Marcus: (mira a Ilyria) Te dije que te vistieras más a prisa. Ilyria, este es el señor Ílberen. Señor Ílberen, le presento a mi protegida, la señorita Blackwood.

Ily: (mira a Marcus... y le mira mal) ¿A tu qué?

Marcus: ... (mira hacia el público) Bienvenidos una semana más. Esta vez, por votación popular de Twitter, os traemos a Simon Ílberen.

Ily: (le lanza una mirada fulminante, pero luego mira al público, aunque con los brazos cruzados sobre el pecho) Ayer, Simon y Laurent, nuestros últimos participantes, quedaron empatados con once votos por parte del público cada uno. Las autoras se plantearon que apareciesen los dos al mismo tiempo, pero gracias a vuestra actividad por twitter, mis queridos extranjeros, finalmente dedicamos la entrada solo a Simon (mira a Simon) ...A quien yo, por cierto, ni siquiera había visto nunca. Así que bienvenido, Simon.

Simon: Gracias. Pero llámeme señor Ílberen, si no le importa (alza una ceja)

Marcus: No lo conoces tan bien por para llamarlo por su nombre de pila, Ilyria.

Ily: ... (alza las cejas) Pero si parece un chiquillo, con esa carita de niño que tiene. ¿Cómo voy a llamarle "señor"?

Simon: (enrojece) ¿Cómo ha dicho?

Marcus: (la censura con la mirada) Tiene más años que tú. Y es un caballero de la reina. Debes tratarlo con el debido respeto.

Ily: (resopla y le hace burla) Lo trataré como a mí me dé la gana. No eres mi padre para decirme cómo debo comportarme, en primer lugar (mira a Simon) Dado que en este escenario todos somos iguales y nadie ha protestado por que no le llame "señor" de momento, te voy a llamar Simon, igual que te lo han llamado toda la gente ahí sentada que te ha votado. Así que agradece que te hayan elegido en vez de a otro y no te me pongas elitista.

Simon: (hace un mohín de disgusto) Pero, ¿qué...?

Marcus: Discúlpela, señor Ílberen. Aún no entiende muy bien la mecánica de nuestro mundo...

Simon: No puedo imaginarme cómo es el lugar de donde viene, si no tienen modales.

Ily: Lo que pasa es que no somos unos estirados como vosotros (deja los ojos en blanco y mira al público) ¿Os imagináis que tenéis que llevar señor o señora a toda la persona que conocéis hasta que os dé permiso para lo contrario? ¡Ni se os ocurra llamarme Ilyria, mis queridos extranjeros! Señorita Blackwood a partir de ahora. Le regalaré mi fría indiferencia a quien no tenga los modales precisados (resopla) Ridículo.

Marcus: Por favor, ahórrese el sarcasmo, señorita Blackwood (alza las cejas). Y demos las noticias que tengamos que dar. ¿Cuántas descargas llevamos, por ejemplo?

Ily: (hincha los mofletes y recita como de memoria) el muy estimable número de 3620, conde Abberlain. Y seguimos sumando seguidores en las redes sociales (ya somos 267 seguidores en facebook) y colaboradores en los blogs, así como reseñas. Por ejemplo, en esta semana han aparecido dos más (muy positivas) en A mi ritmo y en Escriboleeo (se relaja un poco al mencionarlos y sonríe) Gracias a las administradoras por hacernos llegar su opinión. Podéis ver, como siempre, todas las reseñas que nos hacen en la sección de Reseñas de Pétalos de papel. Hemos tenido problemas con los links pero ya está todo arreglado de nuevo. Y además de eso, hemos recibido un dibujo más de otra lectora: Sara, del blog de A mi ritmo, que ha querido plasmar su imagen de Alyse Thanet. Lo podéis ver en la sección de Fan-Arts.

Marcus: Por no hablar de los 259 seguidores que llevamos en este nuestro humilde blog, ¿no? Por la magnífica cifra de 250, de hecho, nuestras autoras han hecho un sorteo con nada más y nada menos que cinco premios diferentes. Os animamos a participar. Desde aquí nunca nos cansaremos de promover la lectura.

Ily: ¿Qué más...? ¡Ah, como recordatorio! Tenemos ficha en GoodReads: ya está actualizada y hemos subido el capítulo 1 para que lo podáis bajar también desde ahí. Si leéis o habéis leído la novela, también podéis puntuarla y comentarla desde ahí. Y os recordamos que si os aburrís de Iria y Selene, siempre podéis seguirnos a mí y a Marcus en twitter. ¡Uníos a mi ejército de extranjeros! ¡Nuestro destino es la dominación mundial y la liberación de nobles quisquillosos!

Simon: (deja escapar un sonido estrangulado, como una risa, que intenta acallar en vano).

Ily: (parpadea) ... (mira a Marcus) ¿Se ha reído? (mira a Simon) ...¿Cómo debo entender la risa?

Simon: Es usted muy graciosa, señorita Blackwood. ¿Un ejército de extranjeros? (ríe) Nunca había escuchado algo tan ridículo.

Ily: ... (Alza las cejas y cruza los brazos) No es como si hablase en serio, pero igual no os vendría bien una revolución. Si el pueblo de Albion se levantase contra los nobles, no tendríais nada que hacer.

Simon: Ordenarles a todos los extranjeros que se pusieran a barrer. Eso haríamos. Un ejército con palos de escoba, plumeros y cazuelas no es un ejército, señorita Blackwood.

Ily: (entrecierra los ojos, enrojeciendo) Vuestros poderes no os dan derechos sobre nuestra libertad. Pensar lo contrario es un error. Un ejército con palos de escoba aún podría daros unos buenos garrotazos. El pueblo es libre, o debería serlo. Solo falta que se dé cuenta y reaccione. ¿Cuántas órdenes podréis emitir en el fragor de una batalla, bajo los gritos de una rebelión, "señor Ílberen"?

Simon: Tantas como sean necesarias para que caigáis de rodillas y juréis lealtad a vuestra soberana, que es la reina, "extranjera".

Ily: (abre la boca, dispuesta a protestar de nuevo)

Marcus: ¡Se nos acaba el tiempo! (coge la mano de Ilyria). Como siempre, os dejamos la ficha de Simon en la sección de Personajes, para que lo conozcais un poco mejor a él y a la gente que le rodea.

Ily: (le mira, frunciendo el ceño, y se suelta de su mano, airada por la interrupción. Toma aire, no obstante, y procura tranquilizarse) La semana que viene vendrá Laurent y con él se habrá acabado la sección de Personajes, así que podéis ir dándonos sugerencias sobre qué os gustaría que hiciéramos a partir de la siguiente semana.

Marcus: Nuestras autoras ya están pensando sobre ello.

Ily: Pero mejor que piensen con vuestra ayuda, ya sabéis cómo son (suspira) Dicho esto... (mira con algo de resentimiento a Simon, de reojo, y frunce un poco más el ceño. Pasa a observar al público y se despide con la mano, no obstante) Hasta la semana que viene (y sin esperar a los dos caballeros, se marcha tras lanzar un beso)

Marcus: (suspira y refunfuña algo, marchándose con Simon por el lado contrario)

5 comentarios:

  1. Qué pocos modales tiene esta mujer.
    Por cierto... ¿cuando se acaben los personajes PÉTALOS MARCHITOS YA ESTARÁ, NO?

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Ily va a matar a alguien, lo veo venir. La van a cabrear tanto que estallará de la peor manera posible.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. Me encanta el chibi!! <3
    Pregunto lo mismo que Nat: ¿¿¿para cuando Pétalos Marchitos???
    Idea: Podríais poner una cuenta atrás en el blog *lalalala*

    ResponderEliminar
  4. La idea de Coral Back me encanta!!!

    ResponderEliminar
  5. Curioso. Acabo de dejarme caer por aquí.
    El chibi es adorable a morir *___*...

    ResponderEliminar

Se ha producido un error en este gadget.